29 octubre, 2021

39ytú

Bifidobacterium lactis hn019. ¿Cómo puede ayudarte a mejorar la irregularidad?

Actualmente, un porcentaje alto de la población sufre o ha sufrido estreñimiento. Se trata de una afección que se produce cuando hay un movimiento lento y una dificultad en la deposición de las heces. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), existe estreñimiento cuando se producen menos de tres deposiciones por semana.

Son múltiples los factores que pueden alterar el ritmo intestinal. Entre los más comunes tenemos: la ingesta de ciertos fármacos, una alimentación inadecuada, pobre en fibra y rica en grasas, y el sedentarismo o la falta de ejercicio regular. Su presencia, puede dañar el intestino, e incluso llegar a una obstrucción intestinal. Por eso, es importante tratarlo de manera adecuada. Una medida para solucionar este problema es el cambio o modificación de los hábitos alimentarios. Una alimentación rica en fibra, y un consumo regular de probióticos ayuda en la mejora del tránsito intestinal.

Un miembro de la microbiota intestinal que aparece como residente de manera natural, y que está asociado con buenos efectos en la salud es la especie del Bifidobacterium. La presencia de esa bacteria y su interacción en el intestino se ha asociado con la mejora de la microbiota intestinal; incrementando las bifidobacterias, lactobacillus y reduciendo las enterobacterias. A su vez, también se ha asociado con la regulación intestinal y la reducción del estreñimiento. Gracias a sus efectos beneficiosos esta especie se utiliza como probiótico en complementos alimenticios. La cepa probiótica específica, Bifidobacterium lactis HN019 contiene una mayor potencia y una alta resistencia de actividad metabólica. Proporciona el aumento de bacterias que producen ácidos de cadena corta y regula el pH del colon, estimulando la motilidad y acelerando el tiempo de las heces en el tracto intestinal.

Nuestro producto ProFibra de 39ytú contiene esta cepa probiótica que, además está combinada con una fibra dietética soluble que se obtiene a partir de maíz, que se denomina fibersol-2. Es resistente a la digestión y sirve como alimento para nuestra microbiota, promoviendo la proliferación y desarrollo de las bifidobacterias. Además, evita la producción excesiva de gases y normaliza el tránsito intestinal sin provocar diarrea. La combinación del componente activo fibersol-2 y del prebiótico Bifidobacterium lactis HN019 actúa de manera sinérgica en la mejora de la microbiota intestinal.

 

Comprar el probiótico


También te puede interesar

Descubre la importancia de mantener los valores normales de glucosa…

▷ Gracias al test de microbioma de 39ytú podemos ofrecerte una solución personalizada para un correcto balance de tu microbiota. ¡Entra!

La glutamina es un aminoácido semiesencial. Nuestro cuerpo lo produce a partir de…